Lo Nuevo


   Actividad especial de Triduo Pascual

Acompaña a Jesús y vive junto a él, hora a hora, los pasos de su pasión. Abre tu corazón y permite que él entre para compartir contigo su vía crucis, muerte y resurrección.

Acompañando a Cristo en la Pascua

Comentario previos

Las horas judías en los tiempos de Cristo: En palestina el tiempo cambia muy poco, el sol sale alrededor de las 6 de la mañana, y se pone alrededor de las 6 de la tarde, casi todo el año. Estas eran las horas de trabajo, y se dividía en cuatro partes, cada una de cuatro horas, dando la última hora el nombre a ese grupo de tres horas. Por ejemplo, la hora nona era alrededor de las 3 de la tarde. El tiempo no se medía exactamente como hoy, y la regla del nombre no siempre se seguía al pie de la letra. El nombre de las horas, por lo general, era:

La hora primera, a la salida del sol, como a las 6 de la mañana.

La hora tercera (o tercia), como a las 9 de la mañana.

La hora sexta, a las 12 del día. La hora novena (o nona) a las 3 de la tarde.

La hora undécima, a las 5 de la tarde La hora duodécima, a la puesta del sol, o sea a las 6 de la tarde.

La hora duodécima, a la puesta del sol, o sea a las 6 de la tarde.

Las horas han sido tomadas, en primer lugar de los evangelios, y donde no hay precisión, de las costumbres de los judíos en aquella época, y en última instancia de la reflexión y deducción personal.